El segundo lago más grande de Bolivia se convierte en desierto

 

El Lago Poopó , el segundo más grande de Bolivia, fue una fuente de vida para los lugareños que pescaban en sus aguas y cultivaban en sus orillas.

El lago Poopó,ubicado en el departamento de Oruro, se ha convertido en un desierto en medio de un clima predominantemente cálido y seco, que ha acelerado un proceso que podría ser irreversible.

En los Andes se viene superando el aumento de temperatura promedio mundial,  lo que se traduce en un aumento de la evaporación. El lago durante décadas fué victima de la desviación de sus aguas para riego

Es como la tormenta perfecta, cada año que pasa la situación empeora.

 

Dejá una respuesta