Como renovar un semirigido totalmente. Retubing

0
4
Retubing, renovar un semirigido totalmente.
Retubing, renovar un semirigido totalmente.

Retubing

Duplicar la vida de un  semirrígido es posible gracias a una operación que consiste en sustituir el flotador y revisar completamente el resto de componentes. Es apto para todas las esloras, marcas o modelos.

Bien mantenido, un semirrígido puede tener de una vida útil de entre 12 y 15 años, depende de la intensidad de uso o un correcto mantenimiento.

De todos sus componentes el que antes caduca es el flotador, por su exposición directa al sol y a la intemperie, pero existe un reemplazo a través de  retubing.

Retubing es sustituir el flotador dañado de una embarcación por uno nuevo manteniendo el casco original.

Es procedimiento que se realiza tras desmontar el flotador, limpiar  el casco para eliminar los restos de cola antigua, revisar las partes del casco que pudieran estar dañadas como fisuras  o algún daño en el poliéster.

Una vez desmontado el flotador antiguo y preparado el casco, comienza la operación de ensamblaje del flotador nuevo. Se aplica la cola  y el proceso de ensamblado es exactamente el mismo que durante la fabricación de una unidad nueva.

Una embarcación completamente nueva, como recién salida del astillero, por lo que al finalizar la operación se puede decir que inicia una segunda vida.

Retubing cuenta con un catálogo que cubre prácticamente todo el mercado de semirrígidos  y diferentes esloras.

Retubing es la posibilidad de personalizar la embarcación. Además de reparar y reponer los componentes originales, se puede solicitar que se refuerce o modifique el equipamiento con elementos que no incorporaba la semirrígida al llegar a taller.

Cuando se elige el cambio de flotador se  puede pedir cualquiera de  PVC, neopreno Hypalon o PU poliuretano, combinado con las diferentes opciones de color y un  catálogo de elementos nuevos .

Retubing no sólo ofrece una segunda vida para la semirrígido, sino también la posibilidad de mejorarla con todo tipo de accesorios.

La operación de retubing supone una porción del costo de  un semirrígido nuevo y  oscilan entre un 25 y un 30% del valor de uno nuevo.

Una operación completa para un bote  de 5 metros,  puede oscilar entre dos y tres semanas.