La Middle Sea Race llega a su 40 edición

0
29

La  Middle Sea Race llega a su 40 edición

La 40ª edición de la Rolex Middle Sea Race comienza el sábado en el espectacular Grand Harbour de Malta.

Disputada por primera vez en 1968, y organizada por el Royal Malta Yacht Club, la mítica regata oceánica de 606 millas náuticas que circunnavega Sicilia en sentido opuesto al de las agujas del reloj está patrocinada por Rolex desde 2002.

Pura sangres de navegación oceánica que ya han demostrado su eficacia en pruebas de 600 millas. Es el caso del Wizard de los estadounidenses David y Peter Askew, ganador absoluto de la Rolex Fastnet Race 2019 el pasado agosto. Entre sus rivales está el defensor del título, el Courrier Recommandé del francés Géry Trentesaux y el doble campeón de la Rolex Middle Sea Race, el local Lee Satariano, que estrena su nuevo Artie III.

La Rolex Middle Sea Race es una de las clásicas oceánicas de 600 millas del dossier Rolex junto a la Rolex Fastnet Race y la Rolex Sydney Hobart Yacht Race. Todas comparten flotas formadas por una combinación de tripulaciones profesionales y amateur, y son referencias absolutas en el Mediterráneo, el Atlántico y el Hemisferio Sur respectivamente. 

UN RECORRIDO IMPREDECIBLE
La fecha de octubre fue inicialmente elegida por el potencial de desafiantes condiciones de navegación en esta zona del Mediterráneo en esta época del año. La historia indica altas probabilidades de que algún frente ponga a prueba la habilidad de las tripulaciones y la preparación de sus embarcaciones. Lo sabe muy bien el quíntuple medallista olímpico Robert Scheidt. El embajador Rolex compitió en la edición de 2009: “Una noche tuvimos vientos realmente fuertes, el mar más duro que he visto en toda mi carrera. Realmente complicado. Muchos barcos se vieron obligados a retirarse por la dureza en la segunda parte del recorrido. Estábamos exhaustos, pero fue una sensación genial llegar al final”.

El recorrido suele dividirse en tramos muy definidos. Desde la salida en Malta, la flota pone rumbo hacia el estrecho de Mesina y hacia el volcán activo de Estrómboli, que toman como impresionante baliza de paso; posteriormente navegan paralelos a la costa norte de Sicilia y hasta Favignana, en su extremo noroeste; a partir de ahí inician un a menudo rápido rumbo sur hacia Pantellería y Lampedusa antes de regresar a Malta. “La Rolex Middle Sea Race es la regata más hermosa en la que he participado”, continúa Scheidt. “Recuerdo pasar Estrómboli a medianoche y ver la lava bajando por la falda de la montaña. Es una imagen que nunca olvidaré”.