The Manta, el velero ecológico que usa el plástico del mar como combustible

The Manta es un velero ecológico de 56 metros capaz de recolectar, procesar y recuperar grandes cantidades de desechos plásticos.

Yvan Bourgnon, un aventurero oceánico francés, y su equipo de la organización The Seacleaners han fabricado The Manta,  un velero de 56 metros que recoge el plástico y lo convierte en combustible para seguir funcionando.

Cada año se acumulan 8 millones de desechos plásticos en el mar,  un gran problema para los animales y el medioambiente.Se estima que 17 toneladas de desechos plásticos se vierten en los océanos cada minuto y que 1.400 especies marinas ya han sufrido sus consecuencias. La ONU asegura que en 2050 habrá más residuos que peces en los mares.

El objetivo del velero: recolectar los residuos flotantes en zonas de alta concentración antes de que se hundan o se descompongan en microplásticos y reutilizarlos como combustible.

The Manta es un velero construido con acero de bajo contenido de carbono e impulsado por una combinación avanzada de velas y motores eléctricos que devora el plástico del mar.

El velero cuenta con un sistema de propulsión híbrido eléctrico que permite maniobrar a baja velocidad para operaciones delicadas y la recogida de residuos,  de 2 o 3 nudos.

The Manta puede alcanzar una velocidad máxima de 12 nudos, contando para ello  con dos turbinas eólicas, paneles solares, dos hidrogeneradores bajo el barco y con una unidad de conversión de residuos en energía.

Una iunidad de conversión de residuos en energía convierte el plástico en electricidad mediante el proceso de pirólisis, que alimenta el barco y a todo su equipo eléctrico.

El método ecológico apenas emite CO2, por lo que contamina poco el aire, y con el que se consiguen unos 500 kW de energía renovable, que permite que el velero funcione el 75% del tiempo de forma autónoma, y pueda moverse hasta 20 horas al día, furante una semana.

El objetivo:  que se  capture de 5 a 10.000 toneladas anuales.

The Manta es capaz de recolectar mediante sistemas de recogida flotantes los desechos que se encuentran hasta un metro de profundidad y que tengan un tamaño mayor a 10 milímetros, pudiendo rescatar entre 1 y 3 toneladas por hora . Se espera que la embarcación esté lista para 2024.

Dejá una respuesta