Video: La morsa Wally causa estragos a bordo de barcos

Morsa Wally

Una enorme morsa ártica de 2000 kg llamada Wally está causando estragos y destrucción a bordo de barcos , aterrorizando a sus propietarios  en el mar de Irlanda.

Wally, la morsa ártica, apareció por primera vez en las Islas Británicas a finales de julio, descansando en botes amarrados y pontones, dejando  destrucción a su paso.

Ahora parece que han encontrado una solución para darles un respiro a todos: un sofá flotante del tamaño de una morsa.

En un llamamiento de la Seal Rescue Ireland dijo : “buscamos un pontón o plataforma flotante como un sitio seguro para el transporte de la morsa, de modo que pueda ser monitoreado de manera efectiva, protegido de perturbaciones y evitado daños a la propiedad”.

Se cree que Wally ha viajado más de 4000 km desde Svalbard, en el norte de Noruega, por lo que no es de extrañar que Wally necesite descansar. Se le ha visto colgando de la parte trasera de yates y volcando lanchas de motor de lujo.

Wally dañó  tres barcos anclados en Dunnycove, Cork en menos de una semana, y esto  la ha convertido en una celebridad.

Wally no se queda mucho tiempo en un lugar. Ha sido avistado en Gales, Cornualles, las Islas Sorlingas y en el oeste de Francia.

Ahora se le  ha construido un sofá flotante para disuadir a Wally de subirse a de barcos.

La idea surgió de British Divers Marine Life Rescue, que ayudó a construir un “sofá flotante” para la morsa para evitar que dañara el transporte marítimo en las Islas Sorlingas.

Según WWF, a pesar de su tamaño robusto, las morsas árticas son vulnerables a la extinción. Se cree que quedan alrededor de 25.000 en aguas del Atlántico.
La reducción del hielo marino y el calentamiento de las aguas árticas han alterado sus patrones normales y los han visto aparecer en lugares inesperados, como España.

 

Acá les dejamos más videos de Wally 

 

 

 

Dejá una respuesta