Marinero sobrevive 14 horas aferrado a una boya abandonada en el Pacífico

 

Vidam Perevertilov, ingeniero jefe a bordo de un barco de suministros, fue rescatado después de 14 horas en medio del Océano Pacífico. El marinero se había caído por la borda sin llevar chaleco salvavidas. Fue una boya flotando en medio del océano lo que le salvó la vida.

El 16 de febrero, Vidam Perevertilov cayó al agua a las 4 de la mañana , y ningún miembro de la tripulación se da cuenta, el barco se encontraba entre Nueva Zelanda y las islas de la Polinesia Francesa.

El marinero vió que  el barco se alejaba, sin poder hacer nada.
Durante varias horas, nadó con la esperanza de encontrar algo para sobrevivir cuando de repente ve una boya negra flotando sobre el agua. Entonces se dirige directo hacia ella, se aferra a ella mientras espera que alguien venga a ayudarlo.
Los miembros de su barco, el Silver Supporter , no notaron su ausencia hasta 6 horas después de su caída. Pero gracias al libro de registro del mecánico, se estimó la hora de su desaparición alrededor de las 4 a.m.

Al momento de caer por la borda, el Silver Supporter se encontraba a unas 400 millas al sur de las islas más meridionales de la Polinesia Francesa. El barco emite una llamada de socorro por radio a la Armada francesa, que se une a la búsqueda desde Polinesia, mientras que Météo France examina los vientos y las corrientes para determinar dónde pudo haber ido a la deriva el hombre.

No fue hasta las 6 p.m. que Vidam vio un barco, el suyo. El barco estaba entonces en la cuadrícula completa del área y a punto de cambiar de rumbo cuando un miembro de la tripulación escuchó una voz débil y otro vio una mano agitando.

Vidam Perevertilov se salva pero agotado por estas 14 horas en el agua.

Vidam Perevertilov dejó la boya donde estaba, como recuerdo. Dijo que quería dejarla ahí, para salvar la vida de otra persona.

Dejá una respuesta