La bajante del Río Paraná se profundizó, la más baja desde 1971

bajante del Río Paraná

La bajante del Río Paraná se profundizó. Alcanzó el nivel más bajo desde 1971

El río Paraná llegó a una altura de 8 cm. en el hidrómetro ubicado en Rosario. 

Desde  agosto del año pasado el  noreste argentino están experimentando anomalías mensuales de precipitaciones, como así también en sur de Brasil y Paraguay, desencadenó la bajante del Paraná.

Esta semana, el calado máximo permitido en las terminales portuarias de Rosario, San Lorenzo y Timbúes ya se encuentra en torno a los 29 pies, contra un calado “habitual” alrededor de 34, agudizando las precauciones que deben tener los operadores a la hora de cargar los buques y recortando los volúmenes que pueden embarcarse por unidad.

Según sostienen los especialistas estimando una pérdida promedio de capacidad de carga de sólidos para buques de tipo Panamax ,  de unas 2.000 toneladas por cada pie perdido de calado,  la bajante está costando a los operadores la posibilidad de cargar unas 10.000 toneladas por cada buque de este tipo que sale de los puertos de Rosario.

El buque MV MSXT ARTEMIS sufrió una varadura. Una situación que perdura hasta la fecha a pesar de los intentos para zafarlo con la asistencia de remolcadores. Esto generó la paralización de actividades en los muelles de la Unidad 6 de Rosario, donde se procedió a dar de baja todos los cupos de descarga de camiones ,  a la espera de solucionar el inconveniente.

Con los representantes de la Argentina, Brasil y Paraguay, se anunció que la represa Itaipú abrió sus compuertas , luego de llegar a un acuerdo de erogar dos metros de agua del embalse del complejo hidroeléctrico , de la cota 219 metros  hasta 217.
Itaipú contribuirá a la navegación con un aporte de 8.500 m3/seg durante 12 días, hasta el 29 de mayo. Durante el primer día de reapertura, por las compuertas de Itaipú pasaron 474 m3/s, con un máximo de 1.376 m3/s.