Volvo Ocean Race , se define la Etapa 7

Volvo Ocean Race , se define la Etapa 7

La victoria de la Etapa 7 se resolverá mañana entre Brunel y Dongfeng

El veterano Bouwe Bekking predice una final de foto finish entre su equipo Team Brunel y el Dongfeng Race Team por la victoria en la dramática Etapa 7. Ambos llegarán a Itajaí mañana.

Menos de seis millas separaban esta mañana a los dos barcos a falta de menos de 400 millas para la llegada de la Etapa 7 en el puerto brasileño de Itajaí. De acuerdo con Bekking, la distancia entre ambos seguirá reduciéndose hasta la misma meta.

Salvo por un breve espacio de tiempo en el que el barco chino superaba al holandés hace 36 horas, Team Brunel ha defendido el liderato de la Etapa 7 a lo largo de más de 3.000 millas por el Océano Sur y el Atlántico. Pero Bekking, el patrón más experimentado en la Volvo Ocean Race, sabe muy bien que su liderato puede esfumarse en cualquier momento si su tripulación no logra mantener la máxima concentración en la aproximación final a Itajaí.

“La buena noticia es que hemos recortado millas hacia la meta muy rápidamente”, explica el holandés. “¡En las últimas cinco horas hemos mantenido una media de casi 24 nudos!”. Pero el suyo no es el único barco capaz de volar después de más de dos semanas de durísima navegación. “Piensas que probablemente estés ganando terreno, pero no: apenas hemos encajado dos millas a Dongfeng. Están apretando realmente duro por la tan significativa diferencia de tres puntos extra para el que consiga llegar primero en esta etapa”.

 

Cuando apenas falta un día para la resolución de la etapa, Bekking es consciente de que su liderato pende de un hilo. “Podrías pensar que contamos con una ventaja cómoda, pero el elástico vuelve a recortarse de nuevo; de hecho, ya ni existe, ¡ya que el último cálculo de ruta indica que ambos terminaremos en un minuto! Va a ser una batalla entre el amarillo y el rojo durante las próximas 36 horas”.

A medida que suben las temperaturas del agua y el aire, los tripulantes de Dongfeng comienzan a permitirse olvidar las brutales condiciones del Océano Sur. “Acabamos de pasar el sistema de alta presión y nuestro mundo ha cambiado totalmente”, reconoce Charles Caudrelier, patrón del barco chino. “La temperatura del agua ha subido de nueve a 20 grados y la del aire de tres a 18 en 48 horas. Creo que nuestros cuerpos y mentes se han aliviado de la presión y los temores del Sur y ya podemos relajarnos. Cuando navegas en esa zona, tienes que desconectar el cerebro y olvidar tus temores, el frío y la humedad”.

Toda la energía del equipo se centra ahora en dar caza a su rival, pero sin romper el delicado equilibrio entre presión y seguridad: “Ahora disponemos de 48 horas para intentar superar a Brunel, pero primero tenemos que terminar la etapa sin romper el barco. La mayor parte de la flota ha tenido problemas, y nuestra prioridad ahora es terminar”.

Team AkzoNobel continúa en una confortable tercera posición, a 200 millas de los líderes pero con una ventaja de cerca de 240 respecto a su inmediato perseguidor, Turn the Tide on Plastic. MAPFRE es quinto, y el último reporte de posición lo sitúa a más de 600 millas de la cabeza de la flota, atrapado en el sistema de alta presión que ha ralentizado considerablemente su progreso hacia Itajaí.

Tanto MAPFRE como Turn the Tide on Plastic han sufrido serios problemas en esta etapa, por lo que en parte disfrutan del descanso que les permiten las condiciones frente al castigo del Océano Sur. Pero ese nuevo escenario también les retrasa y ralentiza, por lo que podrían llegar a Brasil más de tres días por detrás de los líderes.

 

“De un extremo al opuesto”, explica Xabi Fernández, patrón del barco español. “Aquí estamos, tratando de navegar rumbo norte sin viento en medio de un sistema de alta presión. Pero tampoco está mal; no veo que nadie proteste, porque al menos tenemos unos días tranquilos”.

El patrón vasco no pierde la esperanza por alcanzar al barco de Dee Caffari: “Aún luchamos por ganar una posición, así que todavía tenemos la motivación de navegar bien y las guardias se pasan rápidas. Desde que izamos la mayor reparada, no dejamos de mirar hacia arriba y parece que va a aguantar, lo que son buenas noticias. El carro de la mayor también tiene buen aspecto, y estamos cumpliendo más o menos los tiempos del routing, ¡que todavía nos da cinco días de navegación!”.

Los dos líderes deberían llegar a Itajaí alrededor de las 15:00h UTC de mañana (17:00h en la España peninsular), aunque la amenaza de brisas ligeras en la zona de la meta podría retrasar ligeramente su llegada. Team AkzoNobel debería completar el recorrido 36 horas más tarde, mientras Turn the Tide on Plastic y MAPFRE no alcanzarán tierra antes del fin de semana.

Team SHK/Scallywag continúa avanzando hacia la costa de Chile y Vestas 11th Hour Racing sigue trabajando en varias opciones logísticas para trasladar su barco a Brasil desde Malvinas.