Palma se convierte en el quinto puerto mundial en la reparación de superyates

Palma se convierte en el quinto puerto mundial en la reparación de superyates

Los profesionales y la calidad de sus trabajos sitúan la ciudad en lo más alto, afirma Marta Iglesias, portavoz de Palma Superyatch Show

Palma se convierte en el quinto puerto mundial en la reparación de superyates

Armengol destaca que el sector náutico genera 3.000 puestos de trabajoUna mañana en un yate de 35 millones de euros
Palma se ha convertido en uno de los cinco mejores lugares del mundo dedicados a la reparación y mantenimiento de superyates (barcos de más de 24 metros de eslora), según afirma Marta Iglesias, portavoz del Palma Superyacht Show del que forma parte del Salón Náutico de Palma. Iglesias explica que los grandes profesionales y la calidad de sus trabajos constituyen la base para que la capital balear esté en este puesto de privilegio de los destinos para la reparación de grandes esloras.

“Los principales astilleros en la construcción de superyates, como Nautor Swan o Pendennis? han abierto una oficina en Palma porque saben que aquí es donde mejor se llevan a cabo la reforma y mantenimiento de sus barcos”, apunta.
Iglesias, que fue vicepresidenta de Myba, Asociación Mundial del Superyate que engloba desde el alquiler, la gestión hasta reparación y construcción, asegura que esta industria genera empleo estable, con un porcentaje “muy alto de contratos indefinidos, buenos sueldos y encima se necesitan más trabajadores”.

De los 67 superyates en exposición en esta edición de Palma Boat Show, que mañana por la tarde cierra sus puertas, el 70% son de vela y el resto de motor, cuando en el resto de ferias como Mónaco y Cannes los barcos a motor representan casi el 80%. Este hecho ha contribuido a situar “al Salón de Palma en el calendario europeo de certámenes náuticos, y a convertirse en el que mayor número de superyates a vela expone en el mundo”, afirma

En este sentido, Iglesias opina que la especialización del Salón Náutico de Palma tiene como ventaja que “te distingue con el resto de certámenes de mundo aunque también te limita”.

“No existe otro certamen con el poder de convocatoria de esta cita para superyates de vela, lo que demuestra que Palma es un centro natural para la navegación de estos barcos”, añade. Una de las novedades más destacadas de este año es la zona de Repair & Refit Show que, con 1.100 metros, cuenta con un total de 21 expositores dedicados exclusivamente al mantenimiento, reparación y modernización de los superyates. “Fue una idea que partió de la propia industria de las grandes esloras, que ya quisimos poner en marcha el año pasado, pero no llegamos a tiempo. Estamos muy satisfechos de cómo está funcionando y esperamos un crecimiento en próximas ediciones”,
?concluye.

Premio Marcial Sánchez Barcáiztegui?
Por otra parte, el conseller de Trabajo, Comercio e Industria, Iago Negueruela, entregará mañana el premio Marcial Sánchez Barcáiztegui en el marco del Boat Show Palma. Este galardón premia personas o instituciones que han contribuido con su labor empresarial y deportiva a la promoción del sector náutico en todas sus vertientes. Además, el conseller realizará una primera valoración de la cita náutica, que cierra sus puertas mañana a las 18. 00 horas.

El Salón Náutico reúne este año un 10% más de expositores que el año anterior (244) y un 20% más de embarcaciones en el mar (220), en un recinto ferial de 72.210 metros cuadrados. El certamen está organizado por el Instituto de Innovación Empresarial (IDI) y Balearic Yacht Brokers Association (BYBA), responsable del Palma Superyacht Show, el área destinada a superyates.