Corredor Turístico Fluvial del Litoral de Argentina

Corredor Turístico Fluvial del Litoral de Argentina

Se  firmó un acta para el desarrollo del Corredor Turístico Fluvial del Litoral de Argentina. El plan contempla fortalecer el producto turístico de cruceros con servicio a bordo en la hidrovía Paraná-Paraguay, en una primera etapa.

La Argentina está comenzando a avizorar hacia sus aguas. Mares, lagos, arroyos y ríos conforman su extensa geografía, ideal para el desarrollo de diversas actividades náuticas, tanto deportivas como turísticas.

Desde no hace mucho tiempo se está empezando a trabajar en planes para el desarrollo del turismo náutico y recientemente se dio impulso a un plan que abarca el desarrollo del Corredor Turístico Fluvial del Litoral de Argentina.

Se trata de un proyecto que tiene por objeto fortalecer el producto turístico de cruceros con servicio a bordo en la hidrovía Paraná-Paraguay. Es así que se firmó un acuerdo que involucra al Ministerio de Turismo de la Nación, el Consejo Federal de Inversiones, y los gobiernos de Corrientes, Entre Ríos, Misiones y Santa Fe.

Es una propuesta que generará gran dinamismo económico en la región, impactante, sustentable, y con un inmejorable perfil federal en cuanto a la generación de empleos y distribución del ingreso”, sostiene el ministro de Turismo de la Nación, Gustavo Santos.

El plan

El Plan de Turismo Fluvial está planteado para la hidrovía Paraná-Paraguay: son 2.365 kilómetros de extensión que se identificarán en seis  tramos e involucra a siete provincias. Es una vía muy importante para el intercambio del comercio y zona de influencia del Mercosur, por lo que su navegabilidad ha estado abocada principalmente a este tipo de actividad. A esa cuenca, además, se sumará el río Bermejo que se encuentra en el norte del país (cuenca compartida con Bolivia).

El plan está diseñado en tres ejes: cruceros fluviales, catamaranes fluviales y desarrollo costero. Para estos dos últimos, las obras (rampas, pasarelas, grupos sanitarios) permitirán, una vez concluidas, captar cerca de 80.000 embarcaciones vinculadas a los más de 350 clubes náuticos inscritos a lo largo de toda la cuenca.